Lo divino de ser mamá

Meditaciones en el baño

2 comentarios

Si bien, toda nuestra vida el baño ha sido el espacio, en donde reflexionamos, nos decimos como nos vemos, ensayamos discursos y nos ponemos lindas; durante la maternidad, este lugar, que nos conoce mejor que muchos ex novios (jajaja), se convierte en un santuario de los 5 segundos de paz que a veces logramos tener, así sea con alguien esperando al otro lado de la puerta, diciendo: “mami, yo te acompaño”.

Yo no he sido la excepción a esta regla y el baño ha sido un lugar que se me ha vuelto terapéutico, al punto de que ahora que Sebas ya tiene 4 años y tengo un poco más de tiempo para mi, sigo teniendo mis meditaciones de 15 minutos en el vestier del baño en las noches, pues en ese espacio, me siento acogida y  el silencio y la oscuridad me llenan de una profunda paz.

Durante estos 4 años de maternidad, a través de mis meditaciones en el baño, me han llegado unos  “mantras”, que son unas  frases que han sido fundamentales para lograr mi paz, para aceptarme como soy y para seguir avanzando con todos los cambios que se viven a diario en la vida y en la maternidad.

Repetir estos mantras o frases,  me ha servido como polo a tierra en momentos de crisis, como grito de lucha para comenzar el día, o simplemente como distractor y relajante para mi loca mente, que a veces no me deja dormir.

  • Mantra de la paciencia: Lo uso cuando me salí de la ropa con Sebas, cuando me siento la peor mamá del mundo, porque él quería quedarse jugando y yo sólo lo acosé durante la tarde para que hiciera lo que yo necesitaba. “Yo soy mucho más que ese ser que hoy fui, yo soy puro amor y pura luz”.

 

  • Mantra para la incertidumbre: Este lo uso cuando estoy a punto del colapso nervioso, porque nada salió como yo lo esperaba, llegué tarde a mis citas, Sebas lloró y yo me sentí mal, etc, etc.  Mientras inhalo “Llegan a mi toda la paz y sabiduría del mundo, todo estará bien”, mientras exhalo ” libero todo el estrés y necesidad de control”.

 

  • Mantra del amor propio: Este lo uso cuando estoy muy cansada, siento que no di lo esperado, siento ganas de llorar y no sé porque; cuando solo llegan a mi mente frases que me descalifican en todos los roles que tengo. Me imagino a mi misma como una bebé indefensa y me doy amor como si yo fuera mi mamá, mientras me repito:”Eres un ser perfecto tal como eres”.

 

  • Mantra de  amor libre. Cuando Sebas está en alguna etapa que sé, que es importante en su vida y no quiero contaminarlo con mis nervios, como el ingreso a la guardería o el colegio. Me lo imagino feliz y tranquilo y  le digo “tu eres tú y yo soy yo, cada quien con su propia vida”.

Me imagino que todas tenemos nuestros rituales de calma y aceptación, espero que al compartirles los míos, logren sacar mejor provecho a esos segundos “sagrados en el baño” de cada una.

Anuncios

Autor: mamasdiva

Soy una mamá, amateur de yoga, amante de la moda y estoy en búsqueda de oportunidades de emprendimiento. Esta mezcla hace que mi vida sea emocionante y llena de sorpresas y aprendizajes que quiero compartir en este blog.

2 pensamientos en “Meditaciones en el baño

  1. Espectacular tu post! Siempre muy positiva tu percepción de la vida!!! Gracias por compartir tu sabiduría.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s